Mascarilla reparadora capilar fácil


 En el post de hoy te traigo una receta con sólo 3 ingredientes, que resulta muy beneficiosa para restaurar el pelo tras los daños producidos en el verano, por el sol, cloro y la sal del mar.


Como siempre, puedes ver la receta en formato video de mi canal de Youtube, o verla en escrito debajo.





Mascarilla reparadora casera para el pelo

Ingredientes: 

La mayoría de mis recetas se pueden realizar con recursos que normalmente tenemos en la cocina, y que incluso podríamos considerar desechos y tirarlos directamente a la basura. Pero como no estamos en tiempos de tirar nada, y menos cuando pueden aportarnos tantos beneficios a nuestro pelo, y encima ahorrándonos dinerito.


Piña para el pelo


La piña tiene muchísimos beneficios para el organismo, pero también para el pelo. Tiene la capacidad de hidratar profundamente la hebra capilar, sellando la cutícula, haciendo que este brille, y crezca sano. Además en los cabellos rizados, se puede usar como activador del rizo.

En la receta de hoy la incluimos por sus propiedades hidratantes.



Agua de arroz para el pelo

Del agua de arroz he hablado anteriormente por aquí, tanto de sus beneficios y de como prepararla, os dejo todos los enlaces a continuación:


Llevo más de un año utilizando este ingrediente tanto sólo como incluido en muchas de recetas. Aporta proteína al cabello, lo restaura y suaviza,  y además ayuda con la caída capilar fortaleciendo la hebra desde el nacimiento.







Maicena para el pelo

La maicena o harina de maiz es un ingrediente muy habitual en mi cocina, lo uso en muchísimas recetas, pero también en las de cosmetica, y casualmente nunca había compartido ninguna que la incluyera como ingrediente, pero eso no quita que no tenga propiedades como los otros que suelo enseñar.

Tiene la capacidad de nutrirlo y hacer que se suavice alisando la cuticula. Ayuda a controlar el encrespamiento y el frizz. Mejora el estado del cabello, ya sea liso o rizado, ayudará a que se quede mejor definido. Además de aportar proteína, la cual restaura el cabello, en la mascarilla nos ayudará a conseguir una textura adecuada.

 


Mascarilla casera 

  • Usaremos la cáscara de una piña (sin la parte verde), que pondremos en una olla profunda y preferiblemente de fondo grueso.
  • Añadimos 3 tazas de agua de arroz a la olla. No importa si esta fermentada o no, pero recordad que fermentada tiene más propiedades y es una buena manera de cortarle la fermentación y evitar su olor.
  • Pondremos a fuego fuerte hasta que rompa a hervir.
  • Cuando hierva, fuego medio durante 30 minutos.
  • Pasado el tiempo, colamos y ponemos el liquido en una olla o sartén.
  • Añadimos 2 cucharadas de maicena o harina de maíz. 
  • Disolvemos por completo. 
  • Mantenemos el fuego medio alto y vamos moviendo hasta lograr una textura similar a la bechamel (que podamos ver el fondo).
  • Dejamos reposar para que enfríe, aproximadamente una hora.
  • Pasamos a un envase con tapa para conservarlo, podemos usarla inmediatamente, pero os aconsejo lo siguiente:


  • Pasadas 24 horas en la nevera la mezcla endurece. 
  • Trituramos con batidora de mano para obtener una mezcla totalmente cremosa, como las mascarillas comerciales.
  • Podemos usarla directamente o apartar una cantidad y añadir algún ingrediente más que queramos, como aceites, tónicos o infusiones (dejo algunas ideas a continuación).

Algunos ingredientes de los que os he hablado previamente que podríais añadir a esta mascarilla para hacerla mas interesante:


(Aclaro que algunos de los ingredientes podrían aparecer en varias categorías, haz click en cada post para ampliar la información de los que tengas más accesibles)

HIDRATACIÓN:




NUTRICIÓN:




REPARACIÓN:


Conservación de mascarilla casera:


Esta mascarilla se puede conservar largo tiempo en la nevera, pero dependiendo del largo y cantidad del pelo os cundirá más o menos. Por lo que se puede congelar en porciones para ir sacando lo que se necesite. Yo lo congelo en cubiteras de silicona, que luego saco a una bolsita que guardo en el congelador, y cuando voy a usarla simplemente cojo un trozo y lo pongo un rato antes a temperatura ambiente. Otra opción es añadir algún conservante natural y adecuado la receta, pero personalmente prefiero no complicar más la receta y hacer uso del congelador.



Uso:

Al contener proteína, no debemos abusar de ella si no queremos obtener efecto rebote o el llamado OVERPROTEIN HAIR. Recomiendo 2 veces al mes en caso de pelo dañado y 1 cada 3 semanas en caso de mantenimiento.


Me encantaría saber si te animas a probarla.


Comentarios